sábado, 14 de marzo de 2009

Día Negro


Del cielo al infierno en 180 minutos.  Arsenal sufrió uno de los peores papelones de su historia en Sarandí y cayó inapelablemente ante Central por 0x5. Seguramente para el próximo encuentro se esperan cambios radicales en nombres y estrategia táctica. Los equipos rivales le encontraron la vuelta al esquema de Garnero, ya saben que basta con colocar un delantero rápido por las bandas para desarmar por completo nuestra última línea y marcar goles.

Hace 2 semanas hablabamos del gran momento futbolístico del equipo, de que la defensa no importando quien jugara había encontrado una gran solidez, que el mediocampo conseguía generar peligro en los rivales y que los delanteros demostraban grandes condiciones. Sin embargo, bastó un mal segundo tiempo ante River, y un intratable Milton Caraglio anoche, para desarmar todo lo que el Arse había construido en este 2009.

 Fue un partido de comienzo extraño, porque los primeros minutos fueron como manda la costumbre: Arsenal presionando bien arriba, con Yacuzzi y Carrera atacando por las bandas, un Leguizamón movedizo y Matos como una alternativa de riesgo para la defensa rosarina. Pero un balón recuperado por Jesús Mendez en mitad de cancha cambiaría la historia. El ex-Olimpo se la pasa a Moreno y Fabianesi y el español corre buscando a Uglessich y Mosquera para que salgan a marcarlo. Cuando ya era marcado, desgraciadamente se la da a Zelaya, quien con una visión periférica extraordinaria, ve a Milton Caraglio solo, en una posición díficil para intentarle al arco, mas no imposible. El delantero canalla la recibe y con mucha clase remata de zurda al palo más lejano de Campestrini, totalmente sorprendido. 0x1, a los 7 minutos, Central empezaba ganando, pero todavía no existía preocupación en Sarandí, porque el Arse había mostrado mucho antes del gol en contra y podía empatarlo si estaba fino en sus ataques.

Los primeros 20 minutos fueron lo mejor de Arsenal en el encuentro. Aprovechando la debilidad defensiva de la banda izquierda canalla (Lima y Méndez) complicó bastante a Broun, quien daba rebotes y hacía creer que en cualquier momento se iba a equivocar. Remates de Leguizamón, Pellerano y la oportunidad más clara, cuando Yacuzzi habilita a Matos para que defina cara a cara ante el arquero. El delantero define como dicen los libros, suave y cambiarle el palo al remate, pero Broun contuvo bien y la envió al tiro de esquina. Las jugadas siguientes fueron las últimas del Arse en que creó peligro: remate de Carrera, centro de Leguizamón y rebotes en el área chica que no pudieron ser concretados por Mosquera ni por Matos. 

Central aguantó como pudo los embates del Arse, y en la segunda oportunidad de visitar el arco de Campestrini volvería a mojar (a los 23 minutos). Un envío largo de Broun es recibido por Casteglione, quien choca con Christian Díaz. Zelaya aprovecha este error y se va hacia el arco. Increíblemente, Campestrini se lanza al piso gritando seguramente para que le dejen la pelota (porque nuestros defensas se frenaron). Pero el balón se le escapa de las manos, devolviendóse hacia Zelaya que esta vez prueba al arco. El remate rebota en Díaz y es cabeceado por Uglessich, sin embargo el Ruso la deja picando muy cerca del arco, justo en la posición de Caraglio. Este es más vivo y antes que nuestra defensa intentara cualquier reacción el Búfalo define de chilena. 0x2, un desastre en el fondo que liquidó al equipo.

Arsenal desde allí sintió que el partido se le iba de las manos, no tenía ánimos para intentar buscar el descuento o vulnerar el cerrojo defensivo de Central. Apenas contamos en los restantes minutos del partido remates de Leguizamón y de Yacuzzi, además de un cabezazo de Uglessich. Eso fue todo lo que nuestro equipo mostró en 70 minutos, donde en cambio, Rosario Central se soltó y fue por más.
Así vinieron 3 goles más para los rosarinos: Jesús Méndez, Iván Moreno y Fabianesi y el ingresado José Vizcarra hicieron aún más humillante la derrota para Arsenal. Daniel Garnero intentó desesperadamente al menos buscar un descuento. Para ello modificó su esquema a un 3-4-3, haciendo ingresar a Facundo Sava x Díaz (el colorado no tocó una pelota en el partido), Nahuel Sachetto (el pibe se retiraría lesionado a los 80') x Carrera y José Contreras (no pudo hacer demasiado) x Pellerano. Sumar a ello que Carlos Casteglione llegó a la quinta amarilla y no estará ante Banfield. 

El partido concluyó con un Central que se floreó en Sarandí, una victoria muy festejada por los visitantes ya que nunca habían sacado los 3 puntos en el Viaducto y con la esperanza de salvarse a fin de campeonato. En cambio, un manto de duda cubre al Arse. Donde ayer todo era alegría, hoy es decepción y desconcierto. Son demasiadas cosas por mejorar, la fe en este equipo se ha perdido y habrá que comenzar de 0 esta semana para recuperarse de este desastre. Aunque decimos siempre aquí que nuestro plantel es reducido y no tiene demasiadas variantes, creemos que puede dar vuelta la página para de una vez por todas afirmarse. Ojalá estos puntos perdidos no nos duelan para el futuro.




LEE ADEMÁS:
ARSE DE MI CORAZÓN: ASCO, VERGÜENZA, INDIGNACIÓN

3 reacciones until now.

Esteban + 14 de marzo de 2009, 16:21 (#) :

bueno... si me preguntaban... decia... un viernes 13 cortar la mufa (¿?), no, ni ahi... pero bueno, se nos dio... 5 a 0 encima (!)... satisfecho...

saludos

fernando + 15 de marzo de 2009, 12:19 (#) :

EStas derrotas duelen mucho. Pero miralo por el lado positivo. Mejor perder un dia por 5-0 que no cinco días por 1-0. Un abrazo.

Bocha + 15 de marzo de 2009, 19:24 (#) :

No tiene sentido lo que esta pasando en este futbol nuestro, saludos crack

ABRAN CANCHA
www.abran-cancha.blogspot.com

Buscar en Esto es Arsenal